Sólido incoloro que forma cristales delicuescentes e higroscópicos, soluble en agua y en alcohol, que se descompone por el calor produciendo gas hilarante. Tiene uso como oxidante y como fundente de metales, y se emplea para la producción de mezclas frigoríficas, fertilizantes y explosivos.