El más lento de los cuatro tipos de ondas cerebrales, caracterizado por una frecuencia de 4 Hz y un voltaje relativamente elevado. Las ondas delta son ondas de sueño profundo, asociadas a un estado sin sueños. En cardiología, la borrosidad de la porción QRS de un trazado ECG producida por preexcitación en el síndrome de Wolff-Parkinson-White.