De osteo- y poro, f. Med. Med. y Dep.

La fragilidad anormal de los huesos debido a la formación de espacios o huecos en los mismos por falta de calcio. En medicina, la afección en la que disminuye la cantidad y el grosor del tejido óseo lo que hace que los huesos se vuelvan débiles y se quiebren más fácil. Las causas de la osteoporosis son la edad avanzada, los cambios hormonales, el consumo de ciertos medicamentos y no comer suficientes alimentos con calcio y vitamina D. Otras causas son ciertos tipos cáncer y tratamientos de cáncer. Es más común en las mujeres blancas y de origen asiático. En medicina y ciencia del deporte, se aplica al conjunto de enfermedades caracterizadas por una reducción del contenido mineral de los huesos, lo cual aumenta la porosidad ósea y los vuelve más quebradizos y más propensos a sufrir fracturas. La osteoporosis es una enfermedad de la vejez que afecta primariamente a mujeres postmenopáusicas. El ejercicio físico durante la juventud reduce el riesgo de desarrollar esta enfermedad en la madurez. El ejercicio moderado en carga (por ejemplo, bailar, pasear, jugar al tenis) estimula la deposición de calcio, lo cual fortalece los huesos. Las mujeres con osteoporosis deben evitar los deportes de contacto y el ejercicio de grandes impactos que someten huesos y articulaciones a una tensión indebida. Las flexiones de abdominales también son perniciosas por la tensión a la que someten las vértebras. Una dieta premenopáusica rica en calcio y vitamina D también reduce el riesgo de osteoporosis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.