De para- y el gr. στíχος, m. Bot.

En filotaxis, y cuando los filomas son numerosos en cada ciclo y además los entrenudos muy cortos, como ocurre en las piñas de las coníferas, en diversas crasuláceas, etc., dícese de ciertas alineaciones secundarias, por lo regular más escarpadas que los ortósticos, cuando éstos, como consecuencia de lo indicado, no llegan a percibirse. Esté término fué ya empleado por Barnola en su trad. del Trat. de Bot. de Strasburger, 1.ª ed.: ver ortóstico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.