Del lat. perula, f. Bot

Diminutivo de pera, alforja o zurrón. En botánica, dícese del conjunto de catáfilos que constituyen la envoltura de las yemas en estado de vida latente, llamadas cerradas, escamosas, o peruladas. Es término debido a Mirbel, perfectamente lógico con respecto a su etimología. En este mismo sentido lo emplea Colmeiro en su Curso de bot. 2.ª ed. En algunas obras italianas (Bilancioni, Diz. bot.; Gola, Negri y Cap., Trat. de bot., trad. esp.) se da a esta voz otro significado: Los catafilos se encuentran en los órganos subterráneos, por ejemplo, en los rizomas, o bien en las yemas, en las que forman las pérulas o escamas envolventes. En este sentido lo emplean asimismo los alemanes: los catafilos, llamados también pérulas…, Schneider, Handwörterbuch der Bot.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.