La posición de una persona que yace en decúbito supino con las rodillas flexionadas. La posición del psoas se adopta para aliviar el dolor de espalda, por ejemplo después de una hernia de disco.