La parte de la presión gaseosa total en sangre que ejerce el oxígeno (PaO2). Es inferior a lo normal en el paciente con asma, enfermedad pulmonar obstructiva o ciertas enfermedades de la sangre y en los individuos sanos durante un esfuerzo intenso.