Fís.

Ley definida por la teoría de la relatividad, según la cual la energía ni se crea ni se destruye, solo se transforma.