Med. y Dep.

La interrupción y reducción del número de horas de sueño que suele necesitar una persona. No hay una norma o un número mínimo de horas por noche consideradas necesarias para todo el mundo. Los deportistas parecen capaces de adaptarse a pérdidas de sueño de hasta 2 horas diarias sin que empeore su rendimiento deportivo. No obstante, la pérdida de muchas horas de sueño se asocia con una reducción del tiempo de reacción, empeoramiento de la coordinación y menor grado de vigilancia, todo lo cual afecta negativamente en ciertas actuaciones deportivas. La privación total de sueño durante 1 a 3 noches provoca alteraciones evidentes de la personalidad y los sujetos muestran síntomas psicóticos y un comportamiento extraño. El ejercicio suele restablecer los patrones normales de sueño en las personas que sufren trastornos del sueño.

Aprende otras palabras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.