La prueba que se usa para detectar algunos tipos de sordera parcial, como la que causa una lesión o tumores que afectan los nervios que intervienen en la audición. Se colocan electrodos en la cabeza y se producen ciertos tonos o chasquidos. Los electrodos miden las señales nerviosas del cerebro cuando este reacciona a los sonidos: también se llama prueba de respuesta auditiva del tronco encefálico, prueba RAETE y prueba RATE.