Del lat. psitophytinae, del gén. Psitophyton, f. pl. Bot.

Clase de los pteridófitos caracterizada por carecer todavía de verdaderas raíces, cuya función absorbente desempeña los rizoides que arrancan del rizoma, y por el vástago simple o más o menos ramificado dicotómicamente, afilo o cubierto de numerosos microfilos desprovistos de hacecillos conductores, el tallo con una protostela axial, de sección circular o estrellada, con floema periférico; los esporangios son relativamente grandes, cilíndricos, isospóricos, y se hallan en el ápice del tallo o de sus bifurcaciones. Esta clase, sin ningún representante viviente, se desarrolló durante el silúrico y el devónico, y se divide en tres familias: riniáceas, pseudosporocnáceas y asteroxiláceas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.