Del gr. πτυχωδης, f. Bot.

Literalmente, rugoso, con láminas superpuestas. En botánica, en la teoría de Hartig sobre la constitución de la membrana celular (teoría actualmente rechazada), la parte interna de la misma, primeramente formada, según dicha teoría. Colm., Curso de Bot., 1.ª ed., I, (pticode). Ver ástada y éustada.

Aprende otras palabras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.