Med.

Los rayos invisibles que son partes de la energía que viene del sol. La capa de ozono impide que la mayor parte de la radiación ultravioleta C llegue a la Tierra. En el campo de la medicina, la radiación ultravioleta C también puede surgir de lámparas especiales o de un rayo láser y se usa para eliminar gérmenes o para ayudar a cicatrizar heridas. Asimismo, se usa para tratar ciertas afecciones de la piel como las soriasis, el vitiligo y los nódulos en la piel que causan el linfoma cutáneo de células T: también se llama radiación UVC.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.