Del gr. ῥάχις. m. Biol. Zool. Anat. Bot.

Es el nombre para la parte axial de numerosas estructuras compuestas en animales, hongos y vegetales. En zoología, el eje de una pluma de ave. En anatomía, el eje del neuroesqueleto de los animales vertebrados, situado a lo largo de la línea media dorsal del cuerpo y formado por una serie de huesos cortos o vértebras, dispuestos en fila y articulados entre sí: columna vertebral. En botánica, nervio principal de una hoja; pecíolo común de una hoja compuesta. Para Linné, el receptáculo común donde están sentadas las floresitas que forman la espiga, como en el trigo, Fil. Bot., trad. de Palu. Por tanto, eje principal de una inflorescencia compuesta de gramínea, y, por extensión eje de cualquier inflorescencia. En su sentido prístino, que es el de Teofrasto, fué empleado también en tiempos linneanos, y todavía perdura hoy, aunque aplicado generalmente al nervio medio de las hojas compuestas, sobre el que se insertan los folíolos, o al de las frondes de los helechos (F. Q.). El rafe de las diatomeas. El conjunto formado por el estipe y la falsa nervadura en que se continúa (Alaria). (R. M.).

Aprende otras palabras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.