Med.

Es un síndrome clínico que recuerda a una leucemia en el que el recuento de leucocitos está elevado en respuesta a una alergia, enfermedad inflamatoria, infección, intoxicación, hemorragia, quemadura u otras causas de estrés físico intenso.