La religión que basa las relaciones del hombre con la divinidad en la misma naturaleza de las cosas.