intr.

Volver a echar tallos las plantas.