Med.

La forma de medir la acomodación en la que se realiza la retinoscopia mientras el paciente se centra en leer un libro: se utiliza sobre todo en los niños.