Med.

Es la falta de un adecuado desarrollo físico y psicológico como consecuencia de factores genéticos, nutricionales, patológicos o psicosociales.