Flora Vascular de Andalucía Occidental: Hierbas anuales o perennes. Inflorescencia globosa o hemisférica. Involucro con 1-3 filas de brácteas. Brácteas herbáceas, inermes, libres. Receptáculo cilíndrico o hemisférico, con brácteas interseminales herbáceas, inermes. Involucelo separado en tubo y corona por una membrana perforada(diafragma); tubo liso con 8 surcos, a veces con 8 perforaciones en la parte distal ( fosetas); corona urceolada o infundibuliforme, escariosa y con 15-40 nervios setáceos, o consistente y con 8 nervios y una corónula escariosa distal. Cáliz formado por una plataforma prolongada en 5 aristas rígidas y escábridas. Corola con 5 lóbulos, zigomorfa, blanca, azulada, malva o purpúrea.

 

Flora Iberica: Hierbas anuales, bienales o perennes, a veces sufruticosas o sufruticulosas, inermes, sin acúleos. Tallos foliosos o escapiformes, con indumento de pelos eglandulosos, solitarios o en fascículos. Hojas sésiles o pecioladas, enteras, dentadas, pinnatífidas, pinnatipartidas o 1-2 pinnatisectas, con indumento de pelos eglandulosos, solitarios o en fascículos; las basales a menudo en roseta, persistentes o no en la antesis. Capítulos hemisféricos en la antesis y globosos u oblongo-ovoides en la fructificación; involucro con 1(2) filas de brácteas, libres, enteras o rara vez pinnatífidas, herbáceas; receptáculo peloso, al principio hemisférico y luego cónico o cilíndrico, con bractéolas herbáceo-escariosas. Flores hermafroditas, pentámeras, subactinomorfas o zigomorfas, las periféricas de la inflorescencia mayores que las demás. Involucelos homomorfos, o heteromorfos en la misma inflorescencia, sésiles, sin eleosoma basal; tubo cilíndrico u obcónico, ± octosulcado, densamente hirsuto, con pelos setosos o mazudos, a veces prolongado en un epidiafragma campanulado recorrido por 8 gruesas costillas confluentes distalmente y que delimitan 8 tenues depresiones membranáceas; corona campanulada, membranácea e hialina, con borde ± festoneado, recorrida por numerosos nervios lisos o escábridos, o bien membranácea e inflexa, fuertemente plegada, sin nervios perceptibles y culminando el epidiafragma; diafragma escarioso, glabro, constituido por 8 lengüetas adnatas en una estructura aplanada con un resalte cilíndrico de bordes recurvados y que rodea el estípite calicinal, o bien constituido por 8 costillas coriáceas confluentes en una estructura cilíndrica o cónica que rodea el estípite calicinal. Cáliz pateniforme o pateniforme-acopado, ± pentagonal o subcilíndrico, ± estipitado, con pelos glandulíferos y 0-5 aristas setáceas, ± escábridas, erecto-patentes o patentes, persistente. Corola con 5 lóbulos, la de las flores de la periferia marcadamente zigomorfa, con lóbulos muy desiguales –3 más grandes que los otros 2, el central mayor–, la de las flores del centro subactinomorfa, rosada, azulada o de un rosa violeta. Androceo con 4 estambres. Estigma capitado, bilobado, oblicuo. Fruto en aquenio ± peloso. x = 8.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.