Med.

El estado de colapso físico y postración causado por la pérdida masiva de sangre, aproximadamente la quinta parte de la volemia total. Los signos habituales son hipotensión arterial, pulso débil, piel fría y húmeda, taquicardia, respiración rápida y disminución de la diuresis. Las pérdidas sanguíneas asociadas pueden proceder de una hemorragia GI, interna, externa o de una reducción excesiva del volumen plasmático intravascular y de los líquidos corporales. La deshidratación por transpiración excesiva, la diarrea intensa, los vómitos prolongados, la obstrucción intestinal, la peritonitis, la pancreatitis aguda y las quemaduras graves, con depleción de los líquidos corporales, pueden desencadenar un shock hipovolémico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.