Med.

El residuo líquido ligeramente agrio que queda después de revolver la parte sólida de la nata hasta transformarla en mantequilla. Prácticamente carece de grasa y, desde el punto de vista nutritivo, es equiparable a la leche sin desnatar. También se aplica a la leche de cultivo formada añadiendo ciertos microorganismos a la leche desnatada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.