Se aplica a la porción del encéfalo que comprende el bulbo raquídeo, la protuberancia o puente y el mesencéfalo. Realiza las funciones motoras, sensitivas y reflejas y contiene los tractos corticoespinal y reticuloespinal: los doce pares craneales se originan en su mayor parte en el tronco del encéfalo.