Fís.

Se define en máquinas simples, como la razón entre la fuerza resistente y la fuerza aplicada. Si su valor es mayor que la unidad, significa que es necesario un esfuerzo menor para llevar a cabo un determinado trabajo o aguantar el peso de una carga. Cuando la ventaja mecánica es inferior a uno, sucede todo lo contrario. En función de las fuerzas, A = F resistente / F aplicada, donde A: ventaja mecánica F resistente: fuerza resistente F aplicada: fuerza aplicada. Cuando la fuerza resistente es el peso de una carga, hay que calcular su valor a partir de la masa de la carga y de la aceleración de la gravedad. El valor de esta aceleración depende de la localización geográfica, de manera que no es igual en todas partes. Un valor habitual es g = 9.8 N/Kg de manera que la fuerza del peso se expresa como F resistente = m g, donde m: masa de la carga g: aceleración de la gravedad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.