Se dice del desarrollo de un órgano cuando los tejidos embrionales están en el ápice del mismo. El desarrollo del tallo y de las raíces es acroplástico, lo mismo que el de los frondes de los helechos. En las hojas de los antófitos dominan otros tipos de desarrollo, basiplástico, eóclado, pleuroplástico: el crecimiento acroplástico se llama también apical.