Del lat. adeps, adĭpis, y -oso, adj. Anat.

Que tiene la naturaleza de la grasa (graso). Grasiento, cargado o lleno de grasa, gordura o gordo. En anatomía, se aplica al tejido adiposo constituido por células que contienen una o más gotas de grasa (adipocito) y que forman una capa debajo de la piel: el tejido adiposo sirve como reserva de energía.

Aprende otras palabras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.