De artro- y escopia, f. Med.

El examen directo del interior de una articulación mediante un endoscopio. La artroscopia se usa principalmente para explorar la rodilla. Es una técnica que permite al cirujano observar directamente una articulación por medio de un microscopio especial: se practica una pequeña incisión en una articulación a través de la cual se inserta. Un sistema de fibra óptica permite al cirujano explorar la esquina y pequeña fisura y buscar cualquier signo de una lesión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.