Del gr. σπορά, y artro-, f. Bot.

Dícese de cada una de las esporas que resultan de la descomposición total de una cadena de células, de un esquizomicete o de una hifa en sus artrómeros. En botánica, célula vegetativa convertida en espora perdurante, y no se forma dentro de una célula. En los hongos perisporiales, conidio oídico, (Leveillé 1837). En algología, célula perdurante de las esquizofíceas, originada a partir de una célula vegetativa por engrosamiento de la membrana, acumulación de substancias de reserva y pérdida del pigmento asimilador, al tiempo de formarse, se interrumpen los plasmodesmos que las unían a las células vegetativas vecinas. Célula disgregada del talo de cualquier alga, que constituye un elemento de propagación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.