Se aplica al atomizador nasal que contiene una dosis pequeña de nicotina, que entra en la sangre al ser absorbida por el revestimiento interior de la nariz. Esto ayuda a calmar los deseos intensos de nicotina y alivia los síntomas cuando una persona está tratando de dejar de fumar. Para obtener un atomizador nasal de nicotina, se necesita una receta médica.