Mil.

La extremidad más alta de la explanada, que viene a ser el parapeto del camino cubierto.