De deshidratar, f. Fís. y Quím. Biol. y Pat. Med. y Dep.

Acción y efecto de deshidratar o deshidratarse. En física y química, la extracción del agua que contiene una sustancia, un organismo o un tejido orgánico. En biología y patología, la pérdida del agua que contiene una sustancia, un organismo o un tejido orgánico; la falta de hidratación. En medicina, la depleción del líquido del cuerpo que puede deteriorar la termorregulación y provocar un aumento de la temperatura central. La reducción del volumen de líquido corporal puede producir un descenso de la tensión arterial y el gasto cardíaco. La deshidratación se produce durante el ejercicio si el líquido perdido en forma de sudor y orina supera el nivel de sustitución de líquido. Una deshidratación leve puede causar malestar general e insomnio, y hace que el rendimiento empeore aun en ambiente templado. Una pérdida del 2% del peso corporal por pérdida de agua puede conllevar una caída del 20% en la capacidad de trabajo del músculo; el entrenamiento puede aumentar la tolerancia a la deshidratación (golpe de calor e hidratación).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.