De des- y orientación, f. Med. Psicol. Dep.

Acción y efecto de desorientar o desorientarse. En medicina y psicología, la desorientación se produce en la situación donde una persona ha perdido la orientación; la consecuencia de ello es que se halla en un estado de confusión mental o bien de pérdida o de extravío físico. La desorientación es un estado mental que se caracteriza por la pérdida de la conciencia del espacio, el tiempo o la personalidad. En el deporte, la desorientación puede ser producto de la deshidratación, el agotamiento por calor o la hipotermia. La persona que se desorienta durante una actividad física a menudo tiene problema de termorregulación y no debe continuar con la actividad. El deportista, en especial el que no está en buena condición física, suele estar desorientado al final de la prueba de fondo. La mayoría responde bien a una recuperación activa supervisada consistente en caminar despacio y consumir líquido por vía oral.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.