Med.

El trastorno en el que existe una tensión anormalmente elevada dentro de la circulación pulmonar; la tensión sanguínea alta en los vasos que irrigan los pulmones. La hipertensión pulmonar puede complicar la cardiopatía y la EPOC: el ejercicio frecuente reduce la tensión arterial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.