Flora Iberica: Arbustos, sufrútices o lianas, a veces pequeños árboles o incluso hierbas rizomatosas. Hojas simples, opuestas, a veces verticiladas o alternas; sin estípulas. Inflorescencias cimosas, corimbiformes o paniculiformes; a veces con las flores marginales estériles y con los sépalos dilatados. Flores hermafroditas –a veces estériles–, actinomorfas. Sépalos 4-10(12), períginos. Pétalos 4-10(12), libres valvares o que se recubren parcialmente por los bordes. Estambres 4-numerosos, períginos, libres o soldados en la base. Gineceo con (2)3-5(12) carpelos unidos, que forman un ovario multilocular –a veces unilocular–, súpero, semiínfero o ínfero; con ± numerosos rudimentos seminales; estilos libres o soldados, a veces uno solo; estigmas varios o uno solo, capitado o lobado. Fruto en cápsula loculicida o septicida, raramente en baya. Semillas pequeñas, ápteras o aladas.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.