La modalidad de lucha en que están prohibidos los golpes y las presas por debajo de la cintura. Las reglas tienden a evitar el daño físico de los luchadores, cada uno de los cuales pugna por dominar al contrario haciendo que toque el suelo con ambos omóplatos a la vez durante varios segundos.