Med.

Un tumor raro que elabora hormona adrenocorticotropina (ACTH), que a su vez hace que las glándulas suprarrenales produzcan demasiado cortisol. Los tumores secretores de adrenocorticotropina a veces ocasionan el síndrome de Cushing. Los signos y síntomas de los tumores secretores de adrenocorticotropina y el síndrome de Cushing incluyen cara redonda, brazos y piernas delgadas, cansancio intenso, debilidad muscular, presión arterial alta, glucosa sanguínea alta, estrías púrpuras o rosadas en la piel y aumento de peso, en especial en el abdomen. Los tumores secretores de adrenocorticotropina suelen aparecer en la glándula pituitaria o en las células de los islotes del páncreas, pero también se forman en otros órganos, como el pulmón, la tiroides y el timo. Los tumores secretores de adrenocorticotropina pueden ser benignos (no cancerosos) o malignos (cancerosos): también se llama acthoma y tumor secretor de corticotropina.