La constricción de los vasos sanguíneos como respuesta a los bajos niveles de oxígeno en la sangre. La vasoconstricción hipóxica se produce en los pulmones a gran altura, lo cual contribuye a la hipertensión pulmonar.